Entrevista al maestro, abril 2019

Con Julián, disfrutando de su exposición de trabajos en El Gran Café de Cáceres.

Comienzo con este artículo, una serie que he decidido titular Entrevista al maestro, porque se trata de eso, una serie de preguntas que nos permita conocer un poco a algunas de las personas que nos deleitan con su arte y sus obras en lo relativo a dibujo y Urban Sketching.

Tengo la fortuna de conocer a algunas de esas personas y me gusta compartir algo de sus perfiles en mi blog, de cara a entretener e ilustrar a los que tengan la amabilidad de leerlo.

La publicación de estas entrevistas será mensual y constará de 12 preguntas, las mismas a todos los maestros, en un formato ameno y que espero sea del agrado de los lectores del blog.

En esta primera entrevista vamos a preguntar al artista cacereño Julián González de la Montaña, una persona a la que conozco hace poco tiempo y por la que siento un profundo afecto, en su faceta artística y en la personal.

Vamos con la entrevista en sí, la cual realizamos el pasado 9 de abril en Cáceres, mientras disfrutábamos de una agradable cena en el restaurante La Minerva, en la Plaza Mayor de la hermosa ciudad extremeña y tras un interesante paseo por el centro histórico de la ciudad, en el que el maestro de indicó los mejores rincones para disfrutar del sketching.

  • ¿Cuál es tu formación académica/profesional y a qué te dedicas?

Estudié seis años en la Escuela Provincial de Bellas Artes de Cáceres, donde aprendí a utilizar el carboncillo durante tres años y otras técnicas pictóricas, como el acrílico y el óleo. Posteriormente, me formé como delineante. Actualmente, me dedico a realizar estudios y proyectos de interiorismo y decoración.

  • ¿Cómo comenzaste a dibujar y a hacer sketching y por qué?

Cuando cursaba 1º de E.G.B., dibujaba en los libros y realizaba garabatos en cualquier papel que pasara por mis manos. Descubrí el Urban Sketching hace un par de años y ahora le dedico una parte importante de mi tiempo de dibujo a esa faceta artística.

  • ¿Cuál es tu técnica más habitual cuando dibujas?

Tinta y acuarela. Utilizo poco el lápiz y cuando lo hago, es solo para bocetar algunas líneas básicas de lo que vaya a dibujar.

  • ¿Cada cuánto tiempo dibujas?

Intento hacerlo cada día aunque a veces, las obligaciones me lo impiden. De todas formas, dibujo con mucha frecuencia.

  • ¿Cuál es tu color favorito y por qué?

El índigo, sin duda, por la magia que crea, tanto solo como complementando a otro color.

  • ¿Qué es lo que más te gusta dibujar?

La ciudad de Cáceres, con sus infinitos y hermosos rincones. Me gusta buscar las perspectivas más complicadas y plasmarlas en el cuaderno de dibujo.

  • Seguro que tienes un kit de dibujo/sketching que siempre te acompaña, ¿de qué está compuesto?

Una caja pequeña de acuarelas, con 10 colores, un cuaderno, portaminas, goma de borrar, un sacapuntas y uno o varios estilógrafos Micron.

  • ¿Cuál es tu artículo favorito en tu kit de dibujo en la calle?

A caja de acuarelas. Cuando la abro, me apasiono y suelo preguntarme qué voy a ser capaz de sacar de ahí.

  • ¿Tienes alguna manía a la hora de dibujar?

Siempre intento perfeccionar lo que dibujo, da igual que lo haya dado por concluido. Con muchas frecuencia caigo en la manía de hacer un trazo más y, en ocasiones, no logro mejorar lo ya acabado. Son manías.

  • Dime el nombre de un maestro o referencia para ti en el mundo del dibujo y el sketching

Durante mi etapa de estudiante de Bellas Artes, mi profesor Martínez Terrón, del que aprendí mucho de lo que sé. En el mundo del Urban Sketching, me gusta Felix Scheinberger.

  • Te voy a pedir una obra para acompañar esta entrevista, ¿cuál me vas a enviar?
Dibujo urbano de Julián González de la Montaña. Plaza Mayor de Cáceres. Torre de Bujaco. Derechos de autor, @jgdelamontana
  • ¿Alguna recomendación para los que comienzan en el mundo del dibujo y el sketching?

Constancia y no desesperar si los resultados no son los que uno querría. Nunca se debe tirar la toalla, y también una máxima que a veces incumplo: menos, es más.

Julián González de la Montaña / @jgdelamontana70

Gracias, maestro.

Curso de dibujo en Sevilla, con Alfonso García

Tras la buena experiencia del pasado mes de febrero, me apunté al curso sobre dibujo relacionado con exteriores e interiores de iglesias en Sevilla, de la mano del maestro Alfonso García.

De izquierda a derecha: Lola, Antonio, Alfonso, Lourdes, David (tapado), Francisco (tapado) y Carmen

Tras la buena experiencia del pasado mes de febrero, me apunté al curso sobre dibujo relacionado con exteriores e interiores de iglesias en Sevilla, de la mano del maestro Alfonso García.

Comenzamos en la fría mañana del sábado, 30 de marzo, en la Plaza de la Virgen de los Reyes. Los nueve alumnos nos dirigimos a la cercana y poco frecuentada Plaza de Santa Marta, donde Alfonso García comenzó hablando sobre básicos del dibujo, como la línea del horizonte y el punto de fuga, entre otros.

Explicaciones de Alfonso García en la Plaza de Santa Marta
La visión de Federico sobre la Puerta del Palacio Arzobispal.

Regresamos a la Plaza Virgen de los Reyes y comenzamos a dibujar la Puerta de Palos de la Catedral hispalense desde la fuente de centra la plaza. Después, volvimos miradas y material a la puerta principal del Palacio Arzobispal, ya con mucho turista en el entorno. El sol comenzó a aparecer y estuvimos más cómodos que a primera hora.

Francisco, Lourdes y Lola dibujando la puerta del Palacio Arzobispal de Sevilla

Nos trasladamos al interior del templo del Sagrario, en la Catedral y allí, tras las explicaciones del maestro, nos dispusimos a dibujar la nave, con el fondo del altar y los arcos y bóveda central. Personalmente, me bloqueé y tras varios intentos fallidos, decidí desistir. Hay días mejores y otros, no.

Gran trabajo de David López del interior del Sagrario.

No obstante, los estupendos trabajos de mis compañeros me alegraron mucho.

El domingo 31, amaneció con un tiempo más agradable y, a pesar de que amenazaba lluvia, pasamos la mañana en seco.

Nos citamos en la puerta de la Iglesia del Divino Salvador y una vez allí, caminamos justo a la parte posterior del templo. Alfonso nos explicó lo que íbamos a realizar y nos colocamos en una esquina de la Plaza del Divino Salvador, junto al conocido Bar Europa, donde nos dispusimos a practicar la técnica del dibujo de la silueta para plasmar el perfil del majestuoso templo. Pasamos un buen rato allí.

Dibujando en la Plaza del Divino Salvador de Sevilla
Alfonso García en plena explicación a los alumnos

Dimos un agradable paseo hasta la iglesia de la Santa Cruz, ubicada en la céntrica cale Mateos Gago y, una vez dentro, escuchamos las explicaciones de Alfonso antes de dibujar el templo desde su interior. Tras un intento frustrado, esta vez sí fui capaz de pasar al cuaderno lo que estaba viendo. Mejorable, muy mejorable, pero ahí está (dibujo adjunto). Me sentí bien. Igualmente, mis compañeros realizaron obras de arte del hermoso templo sevillano.

Mi dibujo del interior de la Iglesia de Santa Cruz de Sevilla. Mi primera bóveda.
En el interior de la Iglesia de Santa Cruz, atendiendo a las explicaciones de Alfonso García

Alfonso quería que volviéramos a practicar la técnica del dibujo de la silueta y lo hicimos en la calle Francos, desde donde teníamos un vista destacada de la torre de la Giralda.

Alfonso García explicando las técnicas a practicar

Tras hacernos las fotos de rigor y comentar las ‘jugadas’ del fin de semana formativo, nos fuimos a celebrarlo a la ‘Taberna La Fresquita’, en Mateos Gago, donde dimos buena cuenta de un par de cervezas, mientras charlamos y nos hicimos aun un par de fotos más.

Un fin de semana divertido, en el que he aprendido mucho sobre el dibujo y el sketching urbano, algo que cada día me gusta más. Las sesiones como las comentadas, me animan y motivan a dibujar y aprender.

Gracias al estupendo grupo: Lourdes, Lola, Stephanie, Kate, Carmen, Francisco, David, Federico y, especialmente, a Alfonso.